Mar Calvo
Mar Calvo
20 Nov, 2018 - 09:00
¿Por qué se produce una crisis de ansiedad?

¿Por qué se produce una crisis de ansiedad?

Mar Calvo

La crisis de ansiedad es una reacción del cuerpo cuando tiene que enfrentarse a una situación de estrés o a una fobia.

Llega de repente, acompañada de una sensación de ahogo mezclada con miedo y angustia. La crisis de ansiedad es una reacción de tu cuerpo cuando tiene que enfrentarse a una situación límite.

Por lo general, las crisis de ansiedad están relacionadas con episodios de índole psicológico y con fobias. También puede ocurrir que el desencadenante sea un problema físico, desde un consumo excesivo de drogas o alcohol hasta enfermedades como el hipertiroidismo.

A diferencia de los trastornos de ansiedad generalizados, las personas que sufren crisis de ansiedad se encuentran bien entre una crisis y otra. Se calcula que dos de cada diez personas han sufrido o van a sufrir una crisis de ansiedad a lo largo de su vida, muchas de ellas ocasionadas por situaciones de estrés o preocupación.

Los nervios también pueden jugarnos una mala pasada. Subir a un avión, enfrentarse a una entrevista de trabajo, hacer un examen o acudir al médico pueden provocar ansiedad a algunas personas.

Cómo actuar ante una crisis de ansiedad

Crisis de ansiedad

Quienes nunca han sufrido una crisis de ansiedad pueden confundir los síntomas con un infarto, así que el primer instinto es acudir a urgencias. En caso de que te ocurra, debes saber que puedes controlarla la situación. Lo más importante es mantener la calma y tratar de controlar la respiración. Meter aire por la nariz y expulsarlo por la boca de forma rítmica te ayudará a ir recuperando el ritmo cardíaco poco a poco.

Eso no quiere decir que no tengas que ir al médico. De hecho, el especialista tiene que identificar los motivos que han provocado la crisis de ansiedad. Solo así podrá determinar el tratamiento a aplicar.

En algunos casos se obtiene mejoría simplemente realizando ejercicio físico para eliminar el estrés y adquiriendo hábitos de vida saludables. Otras es necesario seguir una terapia, como cuando se sufre un trastorno de ansiedad.

Qué puede desencadenar una crisis de ansiedad

En este sentido, hay que señalar que hay varios tipos de trastornos de ansiedad que pueden desencadenar una crisis de ansiedad:

  • Trastorno de pánico: Quienes lo sufren sienten como si se quedasen sin aire y en ocasiones puede requerir hospitalización porque puede derivar en problemas físicos y psicológicos.
  • Trastorno por Estrés Postraumático: La crisis se produce porque el paciente revive un hecho que le ha causado un trauma.
  • Trastorno obsesivo-compulsivo.
  • Fobia social.
  • Agorafobia.
  • Fobias específicas, como pueden ser el miedo a los payasos o el miedo a conducir.

Los expertos explican advierten de que, si las crisis de ansiedad aisladas se repiten, pueden derivar en un trastorno de angustia. Y esta, a su vez, puede ocasionar un cuadro de depresión. Las mujeres con edades comprendidas entre los 18 y los 35 años son más propensas a sufrir estas crisis de angustia.

Al igual que en las crisis de ansiedad aisladas, hay que tratar de mantener la calma y realizar técnicas de relajación para dejar de centrarse en el problema que ha ocasionado el brote. En algunos casos puede ser necesario tomar medicación y seguir una terapia psicológica.

Técnicas de respiración para afrontar una crisis de ansiedad

Técnicas de respiración para afrontar una crisis de ansiedad

Retomando el tema de las técnicas de relajación, algunos ejercicios que puedes hacer si crees que estás sufriendo una crisis de ansiedad son los siguientes:

  • Contar hacia atrás desde el número 100 y de tres en tres.
  • Pensar en algún lugar agradable y bonito.
  • Controlar la respiración, cogiendo aire por la nariz y soltándolo por la boca despacio.
  • Respirar dentro de una bolsa de papel durante unos minutos.

Si la crisis de ansiedad la sufre otra persona, trata de sentarlo o tumbarlo, desabróchale la ropa que pueda oprimirle y ayúdale a controlar la respiración.

En cualquier caso, si los síntomas no mejoran a la media hora es necesario acudir a urgencias.

Puede interesarte: