Merche Mairal Reinoso
Merche Mairal Reinoso
24 Jul, 2017 - 14:30
3 recetas de tarta de queso que te encantarán

3 recetas de tarta de queso que te encantarán

Merche Mairal Reinoso

Si la cheesecake es tu perdición pero no quieres descuidar tu dieta, aquí encontrarás 3 recetas de tarta de queso bajas en calorías y repletas de sabor.

Existen multitud de recetas de tarta de queso, sin embargo, la mayoría de ellas poseen un alto contenido en grasas, azúcares y calorías.

Así que para que puedas sucumbir al placer de saborear una rica tarta de queso sin ningún remordimiento, hoy te traemos 3 recetas ligeras y muy saludables.

Verás que estas recetas caseras de tarta de queso son muy fáciles y rápidas de hacer. Además, ninguna necesita horno y podrás disfrutar del sabor intenso y la textura suave y cremosa de la receta tradicional.

3 recetas de tarta de queso fáciles, rápidas y sin horno

1. Tarta de queso con Philadelphia

Tarta-de-queso-con-Philadelphia


Esta es una de las recetas de tarta de queso más populares, pero para convertirla en una tarta más ligera, baja en grasas y calorías, vamos a optar por sustituir la base de galletas y mantequilla por copos de avena.

-Ingredientes-

Para la base:

  • 4-5 cucharadas de copos de avena
  • 2 claras de huevo
  • Canela al gusto

Para el relleno:

  • 500 g de queso Philadelphia light
  • 125 g de yogur natural 0% materia grasa
  • 1 cucharada de stevia
  • 6 hojas de gelatina neutra

Para la cobertura:

  • 70 g de fresas
  • 30 g de frambuesas
  • 30 ml agua
  • 3 hojas de gelatina

-Preparación-

  • Coloca en un plato con agua las hojas de gelatina.
  • Mezcla los copos de avena, las claras y la canela en un recipiente aparte, y cubre con esta masa la base del molde que vayas a utilizar.
  • Introdúcelo en el microondas un par de minutos para que la masa se endurezca un poco, después déjalo enfriar en el frigorífico.
  • Bate el queso Philadelphia con el yogur, añade el edulcorante y las hojas de gelatina bien escurridas.
  • Una vez que consigas un masa homogénea y cremosa, echa el relleno sobre la base de avena y reserva la tarta en el frigorífico.
  • Coloca las fresas y las frambuesas, lavadas y cortadas, en un cazo pequeño.
  • Añade también el agua y ponlo a cocer a fuego medio, removiendo de vez en cuando hasta conseguir una textura similar a la de la mermelada.
  • Retira el cazo del fuego y agrega la hoja de gelatina. Remueve hasta que se disuelva bien.
  • Tritura bien las frutas y reparte la mezcla sobre la superficie de la tarta.
  • Deja enfriar nuevamente la tarta en el frigorífico durante un mínimo de 3 horas para que cuaje bien.

2. Tarta de queso quark

Tarta-de-queso-quark

Esta receta resulta todavía más ligera, pues utilizaremos queso quark en vez de Philadelphia, y además también suprimiremos la base de galletas.

-Ingredientes-

Para el relleno:

  • 400 g de queso quark
  • 300 ml de nata para montar
  • 2 huevos
  • 1 lima
  • 6 hojas de gelatina neutra
  • 3 cucharadas de edulcorante líquido

Para la cobertura:

-Preparación-

  • Coloca en un plato con agua las hojas de gelatina.
  • Mezcla los huevos, el edulcorante, el zumo y la ralladura de la lima en un cazo, y cocina a fuego medio mientras vas removiendo de vez en cuando.
  • Cuando consigas una textura tipo crema, añade las hojas de gelatina bien escurridas, mezcla bien y retira el cazo del fuego.
  • Incorpora la nata semimontada y el queso quark a la mezcla, y remueve bien hasta conseguir una crema homogénea.
  • Coloca el relleno en un molde redondo y reserva en el frigorífico durante un mínimo de 3 horas.
  • Cuando haya pasado ese tiempo, desmolda la tarta y decórala con las frutas del bosque.
  • Sirve la tarta así o acompáñala con un poco de chocolate negro fundido por encima. ¡Verás que la combinación queda genial!

3. Tarta de queso con base de manzana

Tarta-de-queso-con-manzana

Acabamos nuestro artículo con una receta de tarta de queso sin natas y con una base un tanto peculiar, ya que para su elaboración utilizaremos únicamente manzanas, agua y canela.

-Ingredientes-

Para el relleno:

  • 200 g de queso Philadelphia light
  • 150 ml de leche desnatada
  • 1 yogur natural 0% materia grasa
  • 80 g de azúcar glas
  • 6 hojas de gelatina
  • Un puñado de grosellas o arándanos

Para la base:

  • 2 manzanas
  • 8 cucharadas de agua
  • Canela

-Preparación-

  • Coloca en un plato con agua las hojas de gelatina.
  • Limpia y pela las manzanas, sácales el corazón y córtalas en finas láminas.
  • Cuece durante un par de minutos los trozos de manzana con las 8 cucharadas de agua y un poco de canela al gusto, removiendo constantemente. Después, retira la manzana del fuego y reserva.
  • Mezcla el azúcar con el queso hasta conseguir una crema homogénea.
  • Calienta la leche en un cazo y, cuando llegue casi a ebullición, retírala del fuego y añade la gelatina bien escurrida.
  • Remueve ligeramente e incorpórala, junto con el yogur, a la crema de queso.
  • Reparte las láminas de manzana sobre la base de un molde redondo y añade por encima un puñado de grosellas o arándanos.
  • Cubre la base con la crema de queso e introduce el molde en el frigorífico.
  • Deja enfriar durante un mínimo de 3 horas para que cuaje bien.

¿Qué te parecen nuestras recetas de tarta de queso? Recuerda que puedes combinarlas y crear diferentes bases y coberturas.

Puede interesarte: