Sara Calvo
Sara Calvo
25 Oct, 2018 - 09:00
¿Por qué estás siempre con hambre? 7 razones que pueden explicarlo

¿Por qué estás siempre con hambre? 7 razones que pueden explicarlo

Sara Calvo

¿Te suenan muy a menudo las tripas? ¿Quieres saber por qué estás siempre con hambre? ¡Sigue leyendo para resolver todas tus dudas!

Si quieres saber por qué estás siempre con hambre te interesará conocer algunas de las posibles razones que lo puedan explicar. Ante todo, ¡no te preocupes!, le pasa a más gente, y el origen puede variar de una persona a otra.

Saber cuál es la razón por la que nunca te sientes suficientemente satisfecha tras haber comido, o por la que no puedes parar de pensar en comer, te ayudará a combatirla y gestionarla. Esto te será de gran ayuda si estás en un momento en el que quieres conseguir un objetivo determinado de peso.

Posibles razones que explican por qué estás siempre con hambre

Por qué estás siempre con hambre

Te exponemos algunas razones comunes que pueden explicar por qué estás siempre con hambre. No obstante, si estás muy preocupada y a pesar de leer nuestras sugestiones, continúas con dudas, lo mejor será solicitar una consulta médica para que un profesional pueda valorar tu situación.

1. Metabolismo rápido

Hay personas que queman calorías más rápidamente que otras. Existen algunos estudios que afirman que más del 30% de la población general tiene este tipo de metabolismo, que puede permitirles quemar por día hasta 400 calorías más que el resto. Por lo tanto, si tienes un metabolismo rápido, es posible que tiendas a sentir que tienes hambre todo el tiempo.

2. Dormir poco

La falta de sueño lleva consigo algunos desequilibrios relacionados con las hormonas, que provocan una mayor sensación de hambre. Por un lado, se da un aumento en los niveles de grelina, la hormona del hambre, lo cual genera una estimulación del apetito. Por otro lado, se produce una disminución de los niveles de la hormona leptina, que se encarga de eliminar la sensación de hambre.

Por estas razones, en ocasiones se asocia la falta de sueño con el hecho de ganar peso. Los médicos aconsejan dormir entre 7 y 9 horas cada noche.

3. Consumir determinados medicamentos

Ciertos medicamentos, como algunos antidepresivos, antihistamínicos y corticoides, cuentan con diversos efectos secundarios. Uno de ellos puede ser hacerte sentir hambre muy a menudo.

Consulta el prospecto para comprobar que se encuentra entre los efectos secundarios. Si es así, solicita una consulta con tu médico para que pueda valorar un cambio.

4. Comer demasiado rápido

Comer más rápido de lo normal suele provocar una mayor quema de calorías de la que se necesita. Así, es posible que tu estómago ya esté lleno, pero tú sigas comiendo.

Es importante comer despacio y dedicar el tiempo necesario a masticar bien los alimentos. Invierte al menos 20 minutos en cada comida, este es el tiempo que el cerebro necesita para “enterarse” de si el estómago está lleno o aún no.

5. Estar expuesto a bombardeos de foodporn

#Foodporn es una de las etiquetas que se usan en las redes sociales como Pinterest o Instagram para diferentes fotos de comida, que seguramente cuelgan tus amigos y amigas durante todo el día.

Estar expuesto a estas imágenes, abre el apetito. En 2012, la revista  Obesity publicó un estudio que demostraba que solo mirando fotos de comida, la grelina (hormona del apetito) incrementaba sus niveles.

6. Saltarse comidas

Cuando nos saltamos una comida, el estómago se queda sin alimento, es decir, vacío, durante demasiado tiempo. Esto ocasiona un aumento en la producción de grelina, por lo que en la próxima comida que hagas, el apetito se verá disparado.

7. Problemas hormonales

Algunos cambios hormonales relacionados con la menstruación, la diabetes y el hipertiroidismo son las causas más habituales de hambre constante.

Cuando los niveles de la hormona tiroidea son muy altos, se queman calorías más rápidamente. Por otro lado, padecer de hiperglucemia asociada con la diabetes puede también provocar picos de hambre. En estos casos, lo más apropiado es hablar con el médico para que lleve a cabo un tratamiento adecuado.

Puede interesarte: