Sara Calvo
Sara Calvo
02 Nov, 2017 - 16:00
Dieta flexitariana: una dieta equilibrada, natural y saludable

Dieta flexitariana: una dieta equilibrada, natural y saludable

Sara Calvo

La dieta flexitariana es una opción para personas que podrían considerarse vegetarianas pero que ocasionalmente consumen productos de origen animal.

Son numerosos los beneficios que la dieta flexitariana aporta a nuestra salud, ya que se basa principalmente en el consumo de fibra, carbohidratos y antioxidantes. Podríamos decir que combina los beneficios que nos dan los alimentos de origen vegetal, con los nutrientes que aporta la ingesta (de manera esporádica) de alimentos de origen animal.

Evitando el consumo excesivo de carnes rojas hacemos un favor a nuestra salud. Además, las personas que llevan una dieta flexitariana, ponen atención al origen de los alimentos que van a comer; que procedan de agricultura biológica, pesca sostenible y ganadería extensiva, asimismo, que los métodos de preparación sean saludables. Por lo tanto, se fijan más en la calidad de los productos que van a consumir siendo éstos más beneficiosos para la salud.

Como su nombre indica, es una dieta muy flexible, por lo que puede haber dos personas flexitarianas con dietas muy diferentes. Aún así, vamos a proponerte algunos consejos para que tu dieta flexitariana sea lo más equilibrada posible.

Consejos para tu dieta flexitariana

Dieta-flexitariana

Semillas

Semillas de chía, de linaza, de amapola, de sésamo… ¡Incorpóralas a tu dieta! Algunos de sus beneficios es que nos ayudan con el colesterol, contienen Omega 3 y 6, aportan minerales, etc.

Frutos secos

Pon atención a los frutos secos, pero no los consumas en abundancia, ya que pueden entorpecer el control de tu peso.

Cereales integrales

Nos aportan más fibra y más nutrientes que los cereales refinados. Son fuente de carbohidratos complejos, beneficiosos para nuestra salud.

Algunos cereales integrales, aparte de los más comunes (arroz, pan y pasta), son: quinoa, centeno, bulgur, amaranto, espelta o mijo.

Proteínas

Pon atención a tu consumo de proteínas. Para sustituir la carne, las mejores opciones son el consumo de legumbres y cereales.

Omega 3, hierro y vitamina B12

No te olvides de que tu dieta flexitariana cuente con la ingesta de huevos, verduras de hoja verde y legumbres, así como cítricos.

Por otro lado, para la vitamina B12, consume productos lácteos. Aunque resulte algo obvio, consume ensaladas y pimientos.

Carne

Si seguimos esta dieta, es importante saber que debemos reducir nuestro consumo de carne a uno o dos días por semana. De la misma manera, la carne que consumamos debe ser de calidad.

Y recuerda, para no caer en la monotonía, ¡lee y motívate a descubrir recetas nuevas!

Puede interesarte: