Merche Mairal Reinoso
Merche Mairal Reinoso
21 Mar, 2017 - 17:00
Dientes blancos: cómo blanquearlos de manera natural

Dientes blancos: cómo blanquearlos de manera natural

Merche Mairal Reinoso

¿Quieres lucir unos dientes blancos de forma natural y sin dejarte los ahorros en varias visitas al dentista? Aquí tienes algunos trucos para lucir una sonrisa deslumbrante.

¿Quién no quiere tener unos dientes blancos para lucir una sonrisa bonita y saludable?

Tener una sonrisa perfecta requiere de cierta atención y trabajo, pero teniendo en cuenta el tiempo del que disponemos en nuestro día a día es normal que descuidemos un poco nuestros dientes.

Es verdad que con el paso del tiempo, y como consecuencia del envejecimiento, nuestros dientes pierden su color.

Sin embargo, manteniendo algunos hábitos de limpieza y llevando a cabo algunas recomendaciones podrás conseguir una sonrisa más blanca y saludable de forma natural.

8 consejos para unos dientes blancos y sanos

dientes-blancos

1. Lávate los dientes después de cada comida

Cepíllate los dientes en profundidad al menos dos veces al día, cepíllalos durante al menos tres minutos. Además, también puedes además usar hilo dental o un enjuague bucal como complemento de limpieza.

2. Evita los colutorios con clorhexidina

Los enjuagues o colutorios con clorhexidina son recomendados para diversos tratamientos periodontales, pues se trata de un potente antiséptico que ayuda a combatir la proliferación de microorganismos. Sin embargo, su uso prologado produce manchas en los dientes e incluso puede llegar a reducir la sensación de gusto en la boca.

3. Ten cuidado con los blanqueadores

Probablemente, si quieres tener unos dientes blancos, estés usando alguna pasta o gel blanqueador. Pero si quieres que estos productos tengan algún resultado en tu sonrisa, conviene que contengan bicarbonato de sodio, uno de los agentes más eficaces para blanquear el esmalte de los dientes.

Sin embargo, debes tener cuidado con esos productos, pues el bicarbonato de sodio es muy abrasivo y su uso excesivo puede llegar a dañar gravemente el esmalte.

4. Mantén siempre la boca hidratada

Beber agua es esencial para el correcto desarrollo de nuestro organismo y también para mantener nuestros dientes sanos y hidratados.

El té blanco también puede ayudarnos a mantener un esmalte blanco. Además, gracias a sus propiedades antioxidantes previene la aparición enfermedades, ayudando a proteger nuestra boca.

5. Consume más fruta

La fruta es un gran aliado para mantener nuestros dientes blancos y sanos. Las manzanas, por ejemplo, ayudan a limpiar la placa dental y fortalecer las encías. Pero además los cítricos y las fresas también favorecen la salud de nuestra sonrisa, y además son ricas en vitaminas y minerales.

6. Evita determinadas bebidas

El café, el vino tinto o té negro favorecen el oscurecimiento del esmalte, así como los refrescos, que además contienen abundantes cantidades de azúcar y favorecen la aparición de bacterias en la boca.

Si consumes alguna de estas bebidas o cualquier otro alimento que pueda favorecer la aparición de manchas, cepíllate inmediatamente después los dientes.

Por otro lado, los productos lácteos, como la leche o el queso, pueden ayudar a proteger el esmalte, ya que estimulan la producción de saliva, favoreciendo así la eliminación de las manchas dentales.

7. Deja de fumar

Si decides dejar de fumar, obtendrás rápidos beneficios también en tu salud bucal. Ten en cuenta que fumar no solo amarillea tus dientes, sino que también hace a tu boca esté más propensa a sufrir enfermedades y patologías bucales como caries, gingivitis o periodontitis.

8. Visita a tu dentista al menos una vez por año

Por último, si quieres conseguir unos dientes blancos y deslumbrantes, conviene acudir al dentista para hacerse una limpieza bucal.

Recuerda que al menos una vez al año, conviene que visites a un especialista para realizar una revisión en profundidad y saber qué tipo de tratamiento necesitas para lucir una sonrisa más blanca y saludable.

Puede interesarte: